Interpol lanzó este viernes una alerta mundial contra el líder libio, Muamar Gaddafi, y 15 de sus familiares más próximos para ayudar a la policía de todo el mundo a aplicar las sanciones de la ONU.

El organismo policial internacional con sede en París dijo que difundiría información sobre Gaddafi y otros ciudadanos libios, para que los agentes fronterizos puedan cumplir con la prohibición de viajar y la congelación de activos, establecidas por las sanciones que el Consejo de Seguridad de la ONU aprobó el fin de semana pasado.

"Los individuos objeto de la alerta naranja han sido identificados por estar implicados o por ser cómplices de planificación de ataques, incluidos bombardeos aéreos, sobre población civil", dijo Interpol.

Las alertas naranja y roja de Interpol no son órdenes de arresto en sí mismas pero se emiten para ayudar a los países a rastrear activos ilegales o a sospechosos buscados para ser extraditados.