Tokio. Un trabajador de la dañada planta nuclear de energía eléctrica Fukushima Daiichi de Japón murió este sábado, dijo el operador Tokyo Electric Power Co (Tepco), lo que eleva a tres la cifra de fallecidos en el recinto desde el poderoso terremoto y tsunami de marzo.

A pesar de la prolongada crisis nuclear, el primer ministro Naoto Kan anunciará en una reunión del G-8 en Francia, que Japón seguirá usando energía atómica, según un reporte del periódico Yomiuri.

La causa de la muerte de este sábado se desconoce. El hombre, de unos 60 años, era empleado de una de las firmas contratistas de Tepco y comenzó a trabajar en la planta este viernes. Estuvo expuesto a 0,17 milisieverts de radiación este sábado, dijo TEPCO.

El máximo nivel de exposición para trabajadores masculinos en la planta establecido por el gobierno japonés es de 250 milisieverts durante la campaña por controlar los reactores.

El trabajador se enfermó 50 minutos después de que comenzó a trabajar a las 06.00 horas de este sábado (21.00 GMT del viernes) y fue llevado inconsciente a la sala médica de la planta.

Posteriormente fue trasladado a un hospital cercano donde se confirmó su muerte, dijo un portavoz de Tokyo Electric.

Las condiciones de trabajo en la planta son duras. Goshi Hosono, un asesor especial del primer ministro y legislador del gobernante Partido Democrático, expresó este miércoles su preocupación sobre el ambiente de trabajo en el complejo de Fukushima.

"Me gustaría gastar mi energía en el mejoramiento de las condiciones de trabajo. Muchas personas nos dicen que el ambiente de trabajo (en la planta) es demasiado malo", dijo Hosono en una conferencia de prensa.

El sismo de magnitud 9.0 y el tsunami del 11 de marzo provocaron el malfuncionamiento del sistema de enfriamiento en la planta y llevaron a la filtración de radiación a la atmósfera y el océano.

Ingenieros aún luchan por poner la planta bajo control. Dos empleados de Tokyo Electric desaparecieron cuando vigilaban la planta después del sismo y más tarde fueron hallados muertos.

Kan planea informar en la reunión del G-8 a finales de mayo en Deauville, en Francia, que Japón confiará más en las energías renovables, pero que también reforzará la seguridad de las plantes nucleares y continuará utilizando esta fuente energética, dijo el diario local Yomiuri.

El gobierno revelará pronto un calendario que explique el proceder ante una crisis nuclear, los pasos a seguir ante una fuga de radioactividad y las instrucciones para investigar la causa del accidente, informó el medio local Asahi.