Los Juegos Olímpicos de Londres no están amenazados por la incapacidad de un gran contratista de seguridad para encontrar personal, dijeron el domingo varias autoridades y el comité organizador de la ciudad, buscando sofocar la tormenta política de cara a la llegada de los atletas.

Hace tres días, el gobierno anunció que desplegaría 3.500 efectivos adicionales después de que el contratista G4S admitió que no podría adiestrar a tiempo a los guardias a que se había comprometido por 284.000 millones de libras.

La noticia, dos semanas antes del comienzo de los Juegos el 27 de julio, disparó la preocupación por la seguridad de los atletas y espectadores, y aumentó el temor a largas colas para acceder a las pruebas por la seguridad.

"(La seguridad) no se ha visto comprometida", afirmó Sebastian Coe, presidente del comité organizador de los Juegos de Londres (LOCOG) en la BBC.

"No es una cuestión de números, se trata de la mezcla. Tendremos unos Juegos seguros. ¿Que preferiríamos no tener este problema a dos semanas? La respuesta por supuesto es sí".

Aunque las autoridades aseguran que nada indica que se vaya a producir un ataque, las brechas en el aparato de seguridad han salido a la luz justo antes de la llegada de miles de atletas, que comenzará el lunes.

El periódico The Observer citó el domingo a un responsable de fronteras que decía que se estaba permitiendo entrar en el país a individuos incluidos en las listas de sospechosos porque se está empleando a reclutas sin experiencia para vigilar las fronteras.

John Vine, Inspector Jefe Independiente de Fronteras, ha advertido de que se ha desplegado a personal que sólo tiene una instrucción básica para lidiar con las colas de control de pasaporte en el aeropuerto de Heathrow.

Pero un portavoz de las fuerzas de aduanas dijo que la inspección de Vine había demostrado que el personal estaba totalmente al corriente de las comprobaciones que tenían que hacer.

"Todo el personal desplegado en los puestos fronterizos está completamente adiestrado y apoyado por oficiales de Aduanas en todo momento", afirmó.