La Confederación Sudamericana de Fútbol suspendió hasta nueva orden todas las actividades competitivas después de que el avión que transportaba al equipo Atlético Chapecoense de Brasil se accidentó cuando se disponía a aterrizar en Colombia, informó el martes el organismo rector del balompié en la región.

El Chapecoense llegaba a Colombia para disputar el miércoles el partido de ida por la final de la Copa Sudamericana con Atlético Nacional.

"La Confederación Sudamericana de Fútbol confirma que ha sido notificada por autoridades colombianas de que el avión en el que viajaba la delegación del Atlético Chapecoense de Brasil sufrió un accidente en su llegada a Colombia", dijo un comunicado oficial.

"Todas las actividades de la Confederación quedan suspendidas hasta nuevo aviso", precisó la Conmebol, que lamentó lo ocurrido.

El presidente de la Conmebol, Alejandro Domínguez, se trasladará a Colombia para ponerse al frente de la situación.

Condolencias de Temer

Mientras tanto, el presidente de Brasil, Michel Temer, manifestó también sus condolencias por las víctimas del accidente.

"Manifiesto mi solidaridad en esta hora triste durante la cual la tragedia ha afectado a decenas de familias brasileñas", declaró Temer en un comunicado, y agregó que el Ministerio de Relaciones Exteriores y la Fuerza Aérea brasileña están trabajando para ayudar a los familiares de las víctimas.

"El Gobierno hará todo lo posible para aliviar el dolor de los amigos y familiares de periodistas deportivos y nacionales", agregó.