Berlín. La canciller Angela Merkel dijo que la mayor parte de la unificación de Alemania había sido exitosa durante los últimos 20 años, a pesar de que aún existen grandes brechas entre occidente y oriente.

Merkel, quien se crió en la Alemania Oriental comunista, dijo en una entrevista el domingo con la revista Super Illu que muchos alemanes orientales inicialmente sentían un cierto distanciamiento en la Alemania unida.

"A fin de cuentas, diría que los resultados de 20 años de unificación han sido en gran parte positivos", comentó Merkel a la revista oriental antes del aniversario 20 de la unificación el 3 de octubre. "Hay tantas historias de éxito de orientales", agregó.

También hay, sin embargo, grandes brechas entre el ex Estado comunista y occidente. Los salarios en el oriente son menores y el desempleo es mayor. La población oriental se ha reducido en dos millones debido a que la mayoría de los jóvenes se muda al occidente para buscar empleos.

Algunos orientales se quejan de que los occidentales ("Wessies") los tratan como ciudadanos de segunda clase, mientras que los occidentales a veces se quejan de la ingratitud de los orientales ("Ossies") y del alto costo de la unificación.

"Después de la reunificación había cierto distanciamiento debido a que la vida diaria en el oriente cambió completamente -todo, desde la burocracia al mercado laboral", dijo Merkel. "Los orientales han logrado mucho desde 1990", agregó.

El partido de Merkel, los conservadores Demócrata Cristianos, fueron la agrupación más popular en el este -en parte gracias a las promesas hechas por el entonces canciller Helmut Kohl, quien dijo que el este se convertiría en "paisajes florecientes" en la Alemania unida.

Pero cuando el desempleo aumentó a medida que las plantas orientales no lograban enfrentar la competencia de occidente, muchos residentes del este se burlaron de las palabras de Kohl de "paisajes florecientes". La situación en algunas zonas del este ha mejorado gradualmente desde entonces.

"Creí entonces que era un buen objetivo para fijarse", dijo Merkel, refiriéndose al comentario de los "paisajes florecientes". "Pero cuando el desempleo aumentó a comienzos de la década de 1990 quedé horrorizada por el escarnio contra esa visión y el hombre que la creó", agregó.

"Fue difícil para mí incluso mencionar el término 'paisajes florecientes' durante la década de 1990. Pero ahora creo que es un término que describe con precisión la realidad de grandes partes de Alemania oriental", afirmó Merkel.

Merkel dijo que se opone a extender el "impuesto solidario" que todos los alemanes pagan para ayudar a reconstruir la Alemania oriental más allá de su fecha prevista de expiración del 2019 -"Aún cuando aún hay considerables brechas entre oriente y occidente".

Merkel dijo que estaba confiada en que los niveles de prosperidad en el este igualarían a los de muchos estados occidentales antes del 2019.