La Organización Meteorológica Mundial (OMM) informó que el periodo 2011-2015 es el periodo quinquenal más caluroso que se haya registrado, y los hallazgos preliminares apuntan a que este año ha tenido la más alta temperatura hasta el momento.

Estas características son resultado de tendencias de calentamiento de largo plazo, explicó la OMM, la cual dijo que son causadas principalmente por la emisión de gases productores del efecto invernadero antropogénicos hacia la atmósfera de la Tierra.

"Hemos alcanzado nuevos records para la concentración de gases productores del efecto invernadero", dijo el secretario general de la OMM, Michel Jarraud, quien alertó que "el tiempo realmente no está de nuestro lado".

Cuando el 2015 se encamina a superar el récord previo establecido en 2014, las temperaturas para fines de octubre de este año fueron 0,73 grados superiores que el promedio de 1961 a 1990, indicó la OMM.

La OMM indicó que las temperaturas oceánicas globales también se ubicaron en niveles sin precedentes y que el 2011 fue el segundo año más húmedo del mundo considerando la media de las áreas terrestres globales.

De 2011 a 2015, las temperaturas fueron más de un grado Celsius superiores que el promedio de 1961 a 1990 en la mayoría de Europa, la parte asiática de Rusia, gran parte de la región del Sahara y árabe, el suroeste de Estados Unidos, el noroeste de México y el interior de Brasil.

El periodo bajo revisión también fue el más caluroso que se haya registrado en Europa, América del sur, Asia, Oceanía y América del norte. El aumento de la temperatura en África ocupó el segundo lugar.

La OMM indicó que las temperaturas oceánicas globales también se ubicaron en niveles sin precedentes y que el 2011 fue el segundo año más húmedo del mundo considerando la media de las áreas terrestres globales.

Además, en el quinquenio se presentaron numerosos eventos de clima extremo como olas de calor y frío, ciclones tropicales, inundaciones, sequías y tormentas severas.

Como las fluctuaciones anuales en la temperatura estuvieron asociadas a las tendencias de calentamiento de largo plazo, en particular como resultado de los eventos de El Niño o La Niña, el coordinador del informe de la OMM, Omar Baddour, advirtió que "el año próximo podría ser incluso más caluroso que este año debido a El Niño".

Estos hallazgos preliminares se presentaron antes de la conferencia de la ONU sobre cambio climático (COP21), que se llevará a cabo en París del 30 de noviembre al 11 de diciembre.

Los líderes del mundo se esforzarán por alcanzar un acuerdo legalmente obligatorio y universal sobre el clima, con el objetivo de mantener el calentamiento global por debajo de 2 grados Celsius.