Asunción. Paraguay busca llegar a los responsables de traficar el mayor cargamento de cocaína decomisado en su historia, dijo este miércoles el ministro del Interior del país, quien agregó que la droga procedería de Colombia o Bolivia y se dirigía al sur de Africa.

El cargamento de 875 kilos incautado en un puerto privado cercano a Asunción estaba escondido en bolsas de arroz y tiene un valor de entre US$130 millones y US$200 millones en el lugar de destino, dijo el ministro Rafael Filizzola, en una entrevista telefónica con Reuters.

Paraguay es uno de los principales productores de marihuana de la región con unas 6.000 hectáreas de cultivo y se calcula que por el país transitan unas 70 toneladas de cocaína al año procedentes principalmente de Bolivia.

"Al no ser Paraguay un país de producción, estamos hablando de una organización internacional. En este momento se está haciendo la parte compleja que es llegar a los responsables de la carga. Hay algunas personas detenidas pero son los eslabones más débiles de la cadena", dijo Filizzola.

La policía dijo que quien figuraba como responsable de la carga, un despachante de aduanas del interior del país, estaba bajo investigación debido a que ya se había encontrado cocaína en otros cargamentos de su agencia, enviados a España. Un empleado del hombre fue detenido durante el operativo.

"Nuestra unidad de inteligencia está trabajando en forma permanente en coordinación con agencias de otros países. No quiero entrar en detalles pero en este caso, los investigadores estiman que la droga pudo haber venido de Colombia o Bolivia por sus características", explicó el ministro.

Filizzola dijo que cargamentos de cocaína procedentes de Paraguay han sido detectados recientemente en países europeos y asiáticos y que ahora se presentaba el caso del sur de Africa, donde los precios eran muy atractivos.

En el operativo encabezado por la policía antinarcóticos participó personal de la agencia antidrogas de Estados Unidos, dijeron medios locales, en tanto Filizzola señaló que Paraguay trabajaba con el organismo en intercambio de información e inteligencia.

La droga llegó hasta el puerto privado Fénix vía terrestre desde Ciudad del Este, en la frontera con Brasil y Argentina y a ese lugar probablemente desde el Chaco paraguayo, situado en el norte del territorio paraguayo en el límite con Bolivia.