Machu Picchu, Andina. Ninguna piedra que forma parte del santuario incaico de Machu Picchu, en Cusco, será afectada por la celebración del centenario de su descubrimiento científico, cuya fecha central es mañana jueves, aseguró este miércoles el viceministro de Patrimonio Cultural e Industrias Culturales, Bernardo Roca Rey.

Dijo en TVPerú que se encuentra en la ciudadela para verificar que su arquitectura tenga el trato que se merece. “No estamos cometiendo ni cometeremos ninguna infracción arqueológica.”

Sostuvo que pudo apreciar los ensayos de lo que será la ceremonia central y que todo va bien hasta el momento. “Lo de mañana será algo inédito. Escuché el ensayo de Los Jaivas, reconocidos a nivel internacional (…). Será único.”

Recordó que en grandes restos arqueológicos como el Partenón de Atenas se han hecho espectáculos, algo que se espera emular en Machu Picchu.

Adelantó que la presentación de luces y sonidos de mañana mostrará, mediante efectos especiales y proyecciones, la época anterior a la construcción de la ciudadela y cómo se pierde en el tiempo con el arribo de los españoles.

“Cuando llegan los españoles persiguiendo al inca hacia Vilcabamba, los moradores de Machu Picchu deciden evacuarla y dejarla para evitar que la encuentren. Así se pierde durante 400 años. Es una historia poco conocida.”

Mencionó que tener a la ciudadela incaica constituye un privilegio para Perú, por lo que debe ser cuidada. “Posee un magnetismo que sobrecoge a las personas, sólo hay que mirar su paisaje para percibir que existe algo especial en este lugar, y la arquitectura es magnífica.”

Mencionó que no se busca que la ciudadela reciba muchos más turistas de los que puede soportar (2,500 diarios, aproximadamente), sino que tenga visitantes de calidad, conscientes de su importancia y su cuidado.