Copiapó. "Estoy bien y feliz, y agradecido por haber salido sin problemas del accidente minero". Así dijo sentirse el minero boliviano, Carlos Mamani, al recibir al presidente Evo Morales, quien llegó a Copiapó para acompañar al único trabajador extranjero que se encontraba atrapado en una mina al norte de Chile.

El mandatario boliviano acompañado por su par chileno, Sebastián Piñera, visitó a Mamani y su familia en la zona del triage instalada junto a la mina.

Sentado sobre la cama y aún con los anteojos de sol, el trabajador recibió a ambos mandatarios.

Morales señaló que Carlos Mamani debe descansar unos días y después, si así lo decide, incorporarse a Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) como funcionario de planta, informó la Agencia oficial Abi.

El minero explicó que conversará con su familia para tomar la decisión de quedarse en Chile o volver a Bolivia.

Respecto a su estado de salud, el ministro del ramo, Carlos Mañalich, explicó que "le hemos recomendado unos cuidados hasta que ingrese a la normalidad, pero está muy bien de salud".