Pristina. El presidente de Kosovo, Fatmir Sejdiu, anunció este lunes su renuncia luego de que un fallo constitucional declaró la semana pasada que no puede ser jefe de Estado y líder de su partido político al mismo tiempo.

Aunque el presidente de Kosovo es elegido por el Parlamento y ocupa un rol simbólico, los analistas locales creen que la renuncia podría desestabilizar la frágil situación política de cara a las conversaciones entre la ex provincia serbia y Belgrado.

Sejdiu, un profesor de derecho de 58 años, fue elegido presidente por segunda vez en 2008, pero siguió al frente de la Liga Democrática de Kosovo (LDK), el segundo mayor partido y socio minoritario en la coalición de Gobierno del primer ministro Hashim Thaci.