Moscú, Andina. El Kremlin se mostró satisfecho este lunes con la eliminación del líder de la red terrorista Al Qaeda, Osama Bin Laden, en un operativo que EEUU llevó a cabo en el territorio de Pakistán.

“Rusia ha sido entre las primeras en enfrentarse a los peligros que entraña el terrorismo global y, desgraciadamente, no de oídas conoce lo que es Al Qaeda”, comentó este lunes un portavoz del Kremlin.

Manifestó la convicción de que “el castigo alcanzará de manera inevitable a todos los terroristas”, resaltó la importancia de “lucha colectiva contra el terrorismo global” y aseguró que “Rusia está dispuesta a incrementar tal cooperación”.

El presidente de EEUU, Barack Obama, comunicó anoche que Osama Bin Laden fue abatido en el transcurso de una operación especial que tuvo lugar en la ciudad pakistaní de Abbotabad.

Konstanín Kosachov, jefe del comité de asuntos internacionales en la Cámara baja del Parlamento ruso, declaró a RIA Novosti que la desaparición de Bin Laden contribuirá a desunir y debilitar al terrorismo internacional, aunque en una primera etapa cabe esperar la multiplicación de atentados para vengar la muerte de ese personaje emblemático.

“Él mismo se opuso al mundo al proclamar el terrorismo y el extremismo como medios para conseguir sus objetivos”, señaló.

El secretario general de la Policía Internacional (Interpol), Ronald Noble, recomendó hoy a las estructuras de seguridad de los Estados miembros reforzar las precauciones ante la creciente amenaza de atentados terroristas tras la muerte de Bin Laden.

La cadena de televisión estadounidense CNN reportó hoy, citando fuentes propias, que el cuerpo de Bin Laden ya fue sepultado en el mar.

Así se respetó la tradición musulmana que obliga a realizar el funeral en las primeras 24 horas tras de la defunción pero al mismo tiempo se evitó la creación de una tumba que podría convertirse en lugar de peregrinación para los seguidores del que fuera el terrorista más buscado del mundo.

Ninguna autoridad estadounidense confirmó esa noticia hasta el momento.