Un sismo de magnitud 6,0 grados en escala Richter sacudió este martes al este de Japón, una de las réplicas más intensas que azotaron al país desde el devastador terremoto y el tsunami del viernes que causaron la muerte de al menos 10.000 personas, señaló la emisora pública NHK.

El sismo se sintió en Tokio, donde los edificios se balancearon.