París. El ex director del FMI Dominique Strauss-Kahn podría volver a la vida pública y ocupar un cargo en Francia si se retiran los cargos de agresión sexual contra él, dijo el principal aspirante a las elecciones presidenciales francesas.

François Hollande, que se convirtió en el principal candidato socialista a las elecciones de 2012 tras el arresto de Strauss-Kahn en mayo, dijo que dependía del ex ministro decidir si intentaría competir en las primarias del partido si se abandona el caso contra él.

Los rumores se intensificaron el fin de semana respecto a que estaba a punto de abandonarse el caso contra Strauss-Kahn. Un abogado de la limpiadora del hotel neoyorquino que le acusó de intento de violación dijo que la mujer había sido convocada a una reunión con los fiscales el lunes, en lo que dijo que era una muestra de que el caso podría ser abandonado.

"Sea lo que sea lo que se ha dicho, un hombre con la capacidad de Dominique Strauss-Kahn puede ser útil para este país en los meses y años venideros", dijo Hollande a la radio France Inter.

Cuando se le preguntó si Strauss-Kahn podría ser un contrincante para las elecciones presidenciales de abril, Hollande replicó: "Eso depende de él".

Los políticos socialistas tenían hasta el 13 de julio para presentar su candidatura y la autoridad a cargo de la votación ha seleccionado a seis de ellos para competir en las primarias del partido en octubre.

Los defensores políticos de Strauss-Kahn, muchos de los cuales le apoyaron en los días posteriores a su arresto, han retirado desde entonces la idea de su candidatura y apoyado a otros miembros del partido.

Hollande dijo que había lanzado su candidatura antes del arresto de Strauss-Kahn y que la posible vuelta del ex director gerente del FMI no le afectaría.

También descartó cualquier pacto político con Strauss-Kahn.

"No hubo pacto, ningún acuerdo. Me comprometí a concurrir (a la presidencia) porque tenía un mensaje, una estrategia, un compromiso para el partido", dijo Hollande.

El New York Post informó el domingo, citando fuentes no citadas, que los fiscales pedirían a un juez el martes que rechazara todos los cargos en el caso contra Strauss-Kahn.

La limpiadora, Nafisatu Diallo, de 32 años, presentó una denuncia contra Strauss-Kahn la semana pasada en Nueva York, y el Wall Street Journal informó el viernes de que sus abogados estaban explorando un acuerdo para poner fin al caso penal a cambio de un acuerdo económico por la vía civil. Sus abogados negaron esa información.