Montevideo, Xinhua. A tres subió el número de muertos por un temporal que azotó buena parte de Uruguay, al confirmarse este jueves el deceso de un niño que viajaba en un automóvil arrastrado por un curso de agua desbordado, indicaron autoridades de protección civil.

Las personas evacuadas, 462 hasta la noche del miércoles, iniciaron el regreso gradual a sus viviendas, dijo el Sistema Nacional de Emergencias (SNE).

El fallecimiento del menor se registró cuando un automóvil que transitaba un camino secundario del departamento de San José (sur) intentó cruzar un arroyo fuera de su cauce, indicó la policía local.

El fenómeno climático generó ráfagas de viento de hasta 100 kilómetros por hora en Montevideo y 170 kilómetros en el balneario Punta del Este (120 kilómetros al este de Montevideo).

Además, dejó sin servicio eléctrico al 10 por ciento de los clientes de la empresa estatal UTE y provocó dificultades a entre el 10 y 15 por ciento de los usuarios de teléfonos móviles.

Operarios estatales intentaban solucionar los desperfectos a lo largo de esta jornada.

El presidente del SNE, Diego Cánepa, opinó que el operativo puesto en marcha ante el "ciclón extratropical" fue "mucho mejor que en el año 2005", cuando un fenómeno similar dejó al menos 10 muertos.

La mitad de las personas desplazadas tuvo lugar en Montevideo y el resto en departamentos con costas sobre el Río de la Plata y el océano Atlántico.