Nueva Orleans. La tormenta tropical Lee se fortaleció este sábado mientras avanzaba lentamente hacia la costa de Luisiana en el sur de Estados Unidos, provocando lluvias torrenciales que pondrán a prueba las defensas contra inundaciones de las áreas bajas de Nueva Orleans.

Se espera que la tormenta llegue a la costa de Luisiana en la tarde del sábado y deje caer unos 510 milímetros de lluvia en el sudeste del estado en los próximos días, incluyendo a Nueva Orleans, que fue azotada por el huracán Katrina en 2005, dijo el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (CNH).

Temprano el sábado, Lee estaba a unos 75 kilómetros de Morgan City y presentaba vientos máximos sostenidos de 95 kilómetros por hora, dijo el centro meteorológico.

Se espera que los vientos de Lee se mantengan bajo los 119 kilómetros por hora, el umbral de intensidad de los huracanes.

Pero la posibilidad de inundaciones en las zonas costeras bajas de Nueva Orleans evocó recuerdos del huracán Katrina, que anegó el 80% de la ciudad, provocó la muerte de 1.500 personas y causó más de US$80.000 millones en daños.

De Lee sólo se esperaba que provoque inundaciones localizadas en áreas de la costa y zonas bajas, dijeron funcionarios de Nueva Orleans.

El extenso sistema de diques de la ciudad es capaz de procesar cerca de 250 milímetros de aguas lluvia por hora, pero la naturaleza de movimiento lento de la tormenta podría provocar problemas, dijeron funcionarios.

"Todo se ve bastante bien por ahora", dijo Ken Holder, portavoz del Cuerpo de Ingenieros del Ejército estadounidense, que maneja el sistema el sistema de defensa de inundaciones de la ciudad.

Algunas evacuaciones. Los municipios de las zonas bajas que rodean a Nueva Orleans vieron una subida del agua, que cubrió algunos caminos en los ayuntamientos de Plaquemines y St. Bernard, pero ninguna casa o negocio fue amenazado.

Sin embargo, a algunos residentes de Jefferson Parish se les ordenó evacuar.

Lee se debilitará cuando toque tierra, pero perderá fuerza más lentamente de lo normal por la naturaleza pantanosa de la costa de Luisiana, dijo el centro de huracanes.

El recorrido noreste de Lee podría provocar fuertes lluvias en Misisipi, Alabama, Georgia, Tennessee y las Montañas Apalaches la semana próxima.

Importantes productores de petróleo mar adentro como Royal Dutch Shell, Exxon Mobil Corp y BP Plc cerraron las plataformas y evacuaron a su personal a comienzos de semana.

Casi la mitad de la producción de crudo y 33% de la extracción de gas estadounidenses en el Golfo de México fueron cerrados el viernes, luego de que la tormenta Lee se formara frente a las costas de Luisiana, informó el gobierno.

El gobernador de Luisiana, Bobby Jindal, advirtió el viernes que las intensas lluvias, fuertes vientos y oleaje causados por la tormenta en el Golfo de México podrían desatar inundaciones masivas en partes de Nueva Orleans.