Tel Aviv. Un hombre se infringió graves quemaduras tras rociarse líquido inflamable e inmolarse, dijo la policía, en una protesta este sábado en Tel Aviv contra la política económica del conservador gobierno de Israel.

"Por lo que sé, decía que le habían robado. Obviamente lo hizo por razones económicas, aunque los detalles completos no están claros aún", dijo el portavoz policial Mickey Rosenfeld. Dijo que el hombre tenía unos 40 años.

La manifestación de Tel Aviv celebraba el aniversario del levantamiento de un campamento de 'indignados' dirigido por estudiantes en el centro económico de Israel, al que siguió una serie de amplias campañas populares contra el alto coste de la vida.

Aunque el primer ministro, Benjamin Netanyahu, ha respondido con iniciativas destinadas a aliviar la carga de la clase media de Israel, como viviendas más baratas y más ayudas a la educación, algunos manifestantes se quejan de la gestión del gobierno.

Rosenfeld dijo que unos pocos miles de personas habían participado en la manifestación de este sábado, frente a los cientos de miles que asistieron a las grandes protestas del año pasado.