Guatemala, Andina. Unos 25 mil guatemaltecos se reunieron hoy en el capitalino estadio Mateo Flores en un concierto por la paz, evento en el cual se habría destruido 19 mil armas empleadas durante el conflicto interno (1960-1996) y en actos delictivos.

También asistió a la instalación deportiva el presidente Otto Pérez Molina y el ministro de Gobernación (Interior), Mauricio López.

Entre los artistas extranjeros participaron el nicaragüense Luis Enrique, el panameño Joey Montana y el colombiano César López.

Esta actividad forma parte de la campaña 24-0, un día sin homicidios, programada para el venidero 2 de octubre, Día Mundial de la No Violencia.

Durante el espectáculo musical han participado bandas escolares, agrupaciones locales y artistas nacionales, mientras del extranjero están el panameño Joey Monta, el nicaragüense Luis Enrique y el colombiano César López.

López, según Prensa Latina, dijo a la prensa que el concierto por la paz busca hacer un llamado a generar la cultura de paz en pro de que descienda el índice de violencia en Guatemala, donde cada año resultan asesinadas casi seis mil personas.

Respecto al tema de la inseguridad en este país centroamericano, el Grupo de Apoyo Mutuo (GAM) considera estancada la reducción de los números de actos violentos durante la administración de Pérez Molina, iniciada el pasado 14 de enero.

Hasta el 31 de agosto último el GAM contabilizó tres mil 899 asesinatos, seis por ciento menos en relación con los cuantificados en igual lapso del pasado año, pero esa misma fuente precisó que posiblemente se termine con cifras iguales a 2011, cuando se reportaron cinco mil 600 víctimas mortales.