El Sistema de Protección Consular de México tiene mucho trabajo. Es el organismo encargado de velar por un juicio justo para los mexicanos que se encuentran privados de libertad en el extranjero.

La alta carga laboral se debe a que en diez años, se calcula que 20 mil mexicanos han sido detenidos y acusados por delitos relacionados con el narcotráfico, un flagelo que ya no sólo afecta al país dentro de sus fronteras.

Según publica El Universal, en 2010 a la fecha, ya suman más de 2 mil hombres y mujeres están bajo arresto y proceso en diversos países por sus presuntos vínculos con el narcotráfico, un delito que se ha incrementado entre los mexicanos que residen en naciones asiáticas.

Daniel Hernández Joseph, director general de Protección a Mexicanos en el Exterior de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), dio a conocer la estadística de mexicanos detenidos por delitos contra la salud en otros países -de 2001 a la fecha-, de los cuales 10,7% son mujeres.

Hernández aclaró que más allá de las cifras, cada caso es un desafío para el sistema de protección consular mexicano cuando un mexicano solicita esta intervención, ya que sin prejuzgar su inocencia o culpabilidad, el reto es garantizar que sea procesado conforme a derecho, que no existan anomalías o tratos diferenciados por su condición de extranjero, que tenga un juicio apegado al sistema legal del país en el que enfrenta cargos.

El embajador confirmó que de los mexicanos detenidos en el exterior, “el ilícito más común en todo el mundo es el delito contra la salud”, por actividades ligadas con el narcotráfico.