Caracas. El presidente de la Comisión Permanente de Seguridad y Defensa de la Asamblea Nacional de Venezuela, William Fariñas, denunció este martes la existencia en el municipio San Cristóbal, estado Táchira, de grupos paramilitares al servicio de la oposición para generar caos en el país suramericano.

En entrevista ofrecida a la estatal Venezolana de Televisión, el diputado socialista también informó que estos mercenarios tienen vínculos directos, reciben órdenes y brindan información a sus financistas en Miami y Colombia, sedes centrales de las organizaciones más extremistas del continente.

"Estamos sumergidos en una conspiración de grupos violentos foráneos, muchos vienen de Colombia porque hay una experiencia paramilitar ahí. Esta gente opera con equipos de inteligencia, por ejemplo en el caso de San Cristóbal los grupos desestabilizadores tenían cámaras ubicadas en distintos sitios, incluyendo a las salidas de las policías y comandos militares, e informaban a centros directamente en Miami y Colombia", alertó Fariñas.

De acuerdo con el parlamentario bolivariano, esta situación se debe en gran medida al marcado interés del gobierno de los Estados Unidos por apoderarse los cuantiosos recursos naturales que posee Venezuela.

"Estas guarimbas (protestas violentas) terroristas han sido financiadas desde Washington. Nunca antes se había visto en la política internacional que del discurso de los voceros del Departamento de Estado norteamericano no sale el caso venezolano. ¿Por qué?, por la sencilla razón de que tenemos la más grande reserva de petróleo del mundo", recordó Fariñas.

Asimismo indicó que el modelo socialista, justo e inclusivo de la Revolución Bolivariana y su ejemplo para el resto de las naciones del orbe, constituyen una amenaza para las pretensiones imperialistas de la Casa Blanca.

De allí también la importancia de activar de inmediato la brigada especial contra estos grupos desestabilizadores organizados por la derecha nacional e internacional, especialmente en los territorios fronterizos con Colombia, apuntó el parlamentario.

El destacamento élite, anunciado recientemente por el ministro de Interior, Justicia y Paz de esta nación suramericana, Miguel Rodríguez Torres, estará compuesta por funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC); del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN); efectivos militares y pueblo organizado.

"Serán más de 100 hombres en la primera fase que están entrenados y que van a seguir entrenándose. También estamos recibiendo asistencia técnica para estar preparados contundentemente. Aparte de eso hay una experiencia que tenemos en la Fuerza Armada, en el CICPC y en el Sebin", acotó el diputado.

Asimismo alertó que las bandas que operan en territorio venezolano están equipadas con armamento de guerra de última generación, así como también utilizan dispositivos de alta tecnología y sofisticados equipos de telecomunicaciones.

Por lo que se precisa además la colaboración de expertos en la materia para hacerles seguimiento a estos mercenarios que hacen un uso indebido de Internet y las redes sociales como métodos de contacto y planificación de acciones vandálicas en el país.

Finalmente Fariñas se refirió a los nexos bilaterales entre Colombia y Venezuela, dos naciones que comparten fronteras pero que están muy distantes en relación con los proyectos políticos que impulsan.

Al respecto el diputado socialista venezolano manifestó que ante un proceso electoral como el que se avecina el próximo 15 de junio en la segunda vuelta de los comicios presidenciales en Colombia, el gobierno y pueblo bolivarianos respetarán los resultados y esperan prevalezcan los buenos vínculos establecidos entre ambos Estados a partir de la asunción al poder del presidente Juan Manuel Santos.