Lima. El presidente ejecutivo de la Comisión Nacional para el Desarrollo y Vida sin Drogas (Devida), Alberto Otárola, afirmó este jueves que van por "buen camino" las acciones para lograr la meta de erradicar 30 mil hectáreas de cultivos ilegales de hoja de coca en el presente año.

"Este año hay un objetivo mayor, el presidente (Ollanta Humala) nos fijó por lo menos 30 mil hectárea, hasta ayer eran más de 12 mil 800 hectáreas erradicadas, estamos en casi la mitad, estamos en buen camino", afirmó.

En declaraciones a Radio Nacional, refirió que es una noticia extraordinaria para el país la reducción en 17,5% del cultivo de hoja de coca en el 2013, con lo que se había producido "un quiebre histórico" en lo que respecta a la reducción de áreas dedicadas a la coca ilegal.

"Concretamente estamos bajando de 60.400 a 49.800 hectáreas en un año. El 2011 teníamos casi 63.000 hectáreas con hoja de coca ilegal y ahora tenemos 49.800, es decir, en 34 meses se redujo a un 20%, cifra que ningún otro gobierno ha alcanzado", precisó.

Otárola recordó que en el 2011 en el Alto Huallaga teníamos más de 13 mil hectáreas y ahora existen poco más de 4 mil, lo que significa una reducción del 65%.

Igualmente, en la zona del Pichis Palcazu se redujo en 77%, mientras que en Huánuco alcanza el 80% y en el Monzón, antiguo bastión cocalero, el 94%.

"No se trata de erradicar la hoja de coca solamente, el éxito de este proceso se produjo porque conjuntamente con la erradicación, el Estado invirtió mucho en la reconversión productiva, en la poserradicación", refirió.

El titular de Devida manifestó que se implementaron más 500 programas y proyectos en las zonas donde se erradicó la hoja de coca y donde hoy en día se puede observar una amplia circulación del comercio de cacao, café, plátano bellaco, aceite de palma, entre otros,

"Está pasando algo que no se veía anteriormente, que donde se retira la hoja de coca y se instalan siembras productivas legales, no regresa nunca más la hoja de coca", explicó.

En ese sentido, agregó que el Estado trabaja con estos nuevos productores y espera que se conviertan en comerciantes y empresarios, para que puedan acceder al crédito e integrarse al mercado, a fin de exportar sus productos.