Huamachuco, Andina. El presidente peruano, Alan García, afirmó este sábado que la continuidad de las obras en los próximos cincos años permitirá reducir aún más los niveles de pobreza y beneficiará a los sectores sociales más postergados del país.

“Ese camino de mayor empleo, más inversión, más obras a favor de los más humildes, quiera Dios que continúen porque si tenemos otros cinco años, con otras 151 mil obras, habremos avanzado mucho más en erradicar la pobreza”, manifestó.

Desde Huamachuco, en la región La Libertad, donde promulgó la ley de creación de la Universidad Nacional Ciro Alegría, destacó que las obras realizadas durante su mandato permitieron, por ejemplo, reducir el analfabetismo a 3% y dar electricidad a 11 mil pueblos.

Recordó que al inicio de su mandato en 2006, existía un nivel de 48% de pobreza en el país, y tras cinco años de administración gubernamental, el índice se redujo a 30%.

“Sin crecimiento no hay cómo distribuir, por eso es necesario impulsar el desarrollo productivo para continuar con la obras a favor de los más pobres”, indicó ante decenas de pobladores presentes en la plaza principal de Huamachuco.

Durante su alocución, el presidente García también destacó que la nueva universidad Ciro Alegría permitirá a los jóvenes de la región estudiar carreras acordes con la necesidad de esa aérea geográfica del Perú.

Por ejemplo, mencionó las carreras de ingeniería forestal, ingeniería civil, agronomía, gestión hotelera, y otras especialidades que permitirán aprovechar las potencialidades de la región liberteña y de otros departamentos cercanos.

De esa manera, resaltó que la formación técnica y científica de los alumnos conducirá a contar con mejores profesionales y así reforzar el camino del Perú para convertirse en el país número uno de América del Sur.

El presidente García recordó que la universidad nacional, en la historia del país, ha logrado dignos representantes como el escritor Ciro Alegría, oriundo de la región La Libertad, y el literato Mario Vargas Llosa, ganador del premio Nobel de Literatura 2010.

“Además de ello, gracias a Dios hemos logrado concluir 151 mil 200 obras (…) Aquí en La Libertad hemos entregado 758 pueblos electrificados, que forman parte de los 11 mil en todo el país, y dejamos otros 4 mil 300 en ejecución”, precisó.