El ex presidente de Perú, Alberto Fujimori (1990-2000), afirmó que sus custodios le cortaron la energía eléctrica y el agua en la prisión donde cumple una condena de 25 años por crímenes de lesa humanidad y actos de corrupción.

Fujimori aseguró que al retornar la víspera después de una revisión médica a la base policial donde se encuentra cautivo, se encontró con la sorpresa de que las autoridades penitenciarias le habían suspendido el suministro de luz y del líquido vital.

"Ayer regresé después de varios exámenes médicos. Me encontré sin energía eléctrica, tampoco agua (...) Se pidió reconexión de luz dijeron 4 horas", expresó en su cuenta de la red social Twitter.

El ex jefe de Estado, quien gobernó Perú durante una década, sostuvo que en su condición de ex mandatario no quiere privilegios, pero sí exige las condiciones mínimas para poder vivir.

"No pido privilegios, sólo condiciones mínimas para sobrevivir esta prisión que me mata lentamente. Necesito agua! (bomba de agua eléctrica)", subrayó en su nota en redes sociales.

Alberto Fujimori, quien cuenta con 78 años de edad, reiteró su indignación por estos cortes de servicios básicos en el penal ubicado en la zona oriente de la ciudad de Lima y demandó ayuda a las instancias correspondientes.

"¿Qué otro trámite hay que hacer para lograr reconexión, suministro de luz No. 1307500 ATE ? AYUDA POR FAVOR", puntualizó el ex presidente, agobiado por los problemas de salud y las consecuencias de la larga prisión.

En los últimos días, el ex gobernante ha recurrido de urgencia a los centros médicos en busca de atención para sus dolencias, como ocurrió el pasado 5 de diciembre al presentar mareos, mientras que el día 12 presentó problemas en el páncreas.

El ex político fue sentenciado el 7 de abril de 2009 por la Sala Penal Nacional de Perú a una condena de 25 años de prisión por ordenar la muerte de 25 personas, incluido un niño de 8 años, durante la Matanza de Barrios Altos (1991) y la Masacre de La Cantuta (1992), ejecutadas por el grupo militar Colina.