BERLIN. El Gobierno de la canciller alemana, Angela Merkel, decidió extender la vida útil de sus plantas de energía nuclear en un número de años que variará de acuerdo a la antigüedad de las instalaciones, dijo este domingo un funcionario del Gobierno.

"Habrá una extensión escalonada de las vidas útiles", agregó el funcionario, que pidió no ser identificado y que no dio detalles respecto al número de años, pero comentó que las plantas serán divididas en dos grupos.

Merkel se había reunido con altos funcionarios de Gobierno para poner fin a una polémica sobre la vida útil de las 17 estaciones activas de energía nuclear del país, que deberían cerrarse en el 2021 como máximo bajo la actual legislación.

El tema ha sembrado divisiones en la coalición gobernante y ha enfrentado a operadores con ambientalistas alemanes, mil de los cuales organizaron una protesta fuera de la cancillería este domingo.

En la mesa se plantean extensiones que van desde los 10 a los 15 años. El ministro de Economía, Rainer Bruederle, busca el extremo superior del rango, mientras que el ministro de Medio Ambiente, Norbert Roentgen, quiere una extensión más corta.

Antes de la reunión, Bruederle dijo que confiaba en que el Gobierno llegará a una decisión rápida e inteligente, mientras que el presidente ejecutivo de la empresa eléctrica RWE habló de una prórroga de 20 años, más allá del máximo mencionado por Merkel.

El acuerdo final será la piedra fundamental de la estrategia mayor de Merkel sobre energía, que será decidida más adelante este mes y tendrá como objetivo definir la política de suministro futuro del país.

Merkel ha invertido mucho capital político en la estrategia, que debe ser elaborada sin problemas si desea revertir la caída de su Gobierno en las encuestas a tiempo para una serie de importantes elecciones a inicios del año próximo.

Eso no será fácil, porque el asunto nuclear es un campo político minado en Alemania, donde el público es escéptico sobre los riesgos de seguridad y cuestiones no resueltas sobre el almacenaje de los desechos nucleares.