El grupo de derechos humanos Amnistía Internacional instó al presidente peruano Ollanta Humala a hacer un registro de las mujeres indígenas pobres que podrían haber sido esterilizadas contra su voluntad por médicos del gobierno a finales de la década de 1990.

Como un primer paso hacia reparaciones, el grupo dijo que en su último año de gobierno Humala debe ubicar a todas las posibles víctimas del polémico programa de control de la natalidad del ex presidente Alberto Fujimori.

Fujimori, ahora en la cárcel por corrupción y crímenes de derechos humanos, ha dicho que las operaciones fueron consensuadas y tenían como objetivo reducir la pobreza.

El año pasado, el ex presidente fue exonerado de delitos relacionados con ese programa, en el cual se esterilizaron a unas 300.000 mujeres según Amnistía.

Pero más de 2.000 mujeres han dicho que fueron amenazadas o engañadas para someterse a las cirugías, según sus denuncias en una investigación recientemente reabierta en la fiscalía.

Amnistía Internacional dijo que ellas representan sólo una pequeña porción del total de las mujeres, principalmente quechua-hablantes, que quedaron estériles en contra de su voluntad.

"Han pasado 18 años desde la primera denuncia de una esterilización forzada y todavía no se sabe cuántas víctimas hay", dijo Marina Navarro, directora de Amnistía Internacional en Perú.

La campaña de Amnistía Internacional llamada "contra su voluntad" se lanza antes de las elecciones presidenciales de abril del 2016, cuando se espera que la hija de Fujimori intente por segunda vez dirigir el país andino.

Keiko Fujimori, quien perdió por estrecho margen en una segunda vuelta frente a Humala en las elecciones del 2011, lidera las encuestas de preferencias electorales entre los posibles candidatos presidenciales.

Humala condenó en las pasadas elecciones el programa de esterilización de Fujimori, al que calificó como "un daño irreparable a más de 300.000 mujeres".

La ley peruana prohíbe a los presidentes buscar un segundo mandato consecutivo y el partido de Humala no ha anunciado todavía un candidato para el 2016.