El proyecto de ley que crea el Fondo Permanente para repatriados y se reglamenta el destino de los mismo recibió media sanción de la Cámara de Diputados en la sesión de este jueves.

El documento indica que el fondo se solventará del 1,5% de las recaudaciones fiscales provenientes del impuesto selectivo al consumo de los cigarrillos y bebidas alcohólicas.

También recibirá un presupuesto que será otorgado por el estado a través del tesoro nacional. Las donaciones, las cuales serán recibidas por la Secretaría de Desarrollo para repatriados y refugiados connacionales, se incluirán en el fondo.

Los recursos serán destinados para cubrir los gastos de traslado de los compatriotas y sus familiares que están en el extranjero, en los casos que no tengan medios económicos para hacerlo.

También cuando se trate de un paraguayo que haya fallecido en un país extranjero, el fondo cubrirá los gastos de traslado y todo lo necesario.

Las personas que se comprueben que fueron víctimas de trata de personas, o explotación en el extranjero, o que hayan sido afectados por catástrofes naturales en el exterior también podrán contar con dichos fondos para pedir al estado paraguayo gestionar su retorno a la nación.

El proyecto pasa a manos del Senado que deberá analizar si apoyar o rechazar.