Buenos Aires. El gobierno de la presidenta argentina, Cristina Fernández, denegaría la extradición pedida por Chile de Sergio Galvarino Apablaza, procesado por el asesinato del senador Jaime Guzmán y el secuestro de Cristián Edwards, hijo del dueño del consorcio periodístico El Mercurio.

La Nación de Argentina informa que el ejecutivo de ese país le concedería a Apablaza la condición de refugiado político.

La Corte Suprema argentina había aprobado esta semana la extradición del ex integrante del grupo extremista chileno, Frente Patriótico Manuel Rodríguez, dejando al gobierno en un incómodo dilema diplomático.

El análisis del tema está en manos de la Comisión Nacional de Refugiados (Conare), que depende del Ministerio del Interior desde 2004.

Según el informe de prensa, una fuente diplomática señaló que la presión de Chile sobre la extradición de Apablaza “es feroz” y es posible que el gobierno retrase la decisión hasta después del viaje de Cristina Kirchner a Chile.