Bogotá. Dos personas murieron, entre ellas un policía, y otras 13 resultaron heridas por un atentado con explosivos en Tumaco, al parecer por ajustes de cuentas entre grupos paramilitares dedicados al narcotráfico.

Antonio Navarro, gobernador del departamento de Nariño, donde está Tumaco, señaló hoy a la emisora RCN que la explosión se registró a las 9:30 de la noche del sábado (02.30 GMT del domingo) en un bar cercano al Parque Nariño de esa población portuaria.

"Arrojaron una granada a una tienda, eso produjo varios heridos y un muerto, la policía reaccionó, se fue detrás de una pareja de hombres que había arrojado la granada y le tiraron otra granada a la policía matando a un agente" , dijo el funcionario.

El funcionario responsabilizó del atentado a "Los Rastrojos", una banda criminal dedicada al narcotráfico y formada en su mayoría por ex paramilitares desmovilizados en una negociación con el gobierno del ex presidente Álvaro Uribe.

Dos hombres que se movilizaban en una motocicleta arrojaron una granada contra un bar de esa localidad y por la explosión murió una persona y otras 12 resultaron heridas.

"Salieron los policías en persecución de los que se movilizaban en la moto y que segundos antes habían lanzado el explosivo, pero estos mataron a un policía" , agregó Navarro.

El policía Yordan Iván Zuba, conductor de la motocicleta que perseguía a los hombres que lanzaron el artefacto explosivo, murió al estrellarse, mientras que su acompañante resultó herido.

Otros dos policías resultaron heridos hoy cuando intentaban desactivar un explosivo en la vía que une a Tumaco con Pasto, capital provincial de Nariño, confirmó el comandante de la policía de operaciones especiales en la zona, coronel Luis Fernando Tamara.

Navarro dijo que la situación del narcotráfico tiene una estrecha relación con los hechos de violencia en ese puerto colombiano y recordó que el 25 por ciento de los cultivos ilícitos de Colombia se concentran en su departamento.