Santiago. La ex presidenta de Chile, Michelle Bachelet, aseguró que se siente "muy honrada" tras ser ratificada este viernes por la Asamblea General de las Naciones Unidas como Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos.

"Estoy profundamente honrada de anunciar que a partir de septiembre comienzo una nueva etapa como Alta Comisionada para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas", señaló la ex mandataria en un video que difundió a través de sus redes sociales.

Bachelet enfatizó que "cumpliré con toda mi fuerza, energía y convicciones con esa gran tarea que busca darle dignidad y bienestar a todas las personas".

De igual forma, la ex presidenta agradeció el cariño que le han manifestado "amigos y tanta gente" en estos días.

Durante los últimos días, diferentes presidentes se han mostrado contentos con este nombramiento.

Este miércoles, el presidente de Chile, Sebastián Piñera, la felicitó y detalló que esto "refleja a su vez el activo rol que cumple Chile en la defensa y respeto de los derechos humanos en el ámbito multilateral".

Este jueves, el gobierno argentino celebró el nombramiento y aseguró que Bachelet "realizará un valioso aporte para potenciar la importante labor de la Oficina del Alto Comisionado".

El secretario general de la ONU, António Guterres, propuso el miércoles nombrar a Bachelet en el puesto clave de alta comisionada para los Derechos Humanos con sede en Ginebra.

Bachelet reemplazará al diplomático jordano Zeid Ra'ad al-Hussein y comenzará su mandato de cuatro años el 1 de septiembre de 2018, el cual concluirá el 31 de agosto de 2022.

Bachelet gobernó Chile durante dos períodos (2006-2010 y 2014-2018) y además ejerció como la directora ejecutiva de ONU Mujeres entre 2010 y 2013.

El Alto Comisionado es el principal funcionario que habla en favor de los derechos humanos en todo el sistema de la ONU, defendiendo la igualdad, impulsando la lucha contra la discriminación en todas sus formas, ampliando el espacio democrático y protegiendo a los más vulnerables.