"Nos parece que actitudes y expresiones que no contribuyen al respeto, al diálogo y al entendimiento entre países o entre vecinos como Bolivia y Chile, claramente no son aceptables", replicó este miércoles la Presidenta Michelle Bachelet a los dichos de su par Evo Morales.

En una entrevista con el diario boliviano El Deber, el gobernante altiplánico dijo que evalúa declarar persona no grata al cónsul chileno Milenko Skokni, a quien acusó de realizar acciones distintas a su rol diplomático al reunirse con personeros opositores a su mandato.

"Hoy más que nunca América Latina requiere y necesita de la unidad, del diálogo y de la cooperación para enfrentar los desafíos del desarrollo, por tanto, no creemos que tengan cabida declaraciones o actitudes que en nada contribuyen justamente a ese clima", insistió Bachelet.

Los dichos de Evo Morales también encontraron una dura respuesta del canciller Heraldo Muñoz, quien sostuvo ayer que el Mandatario del vecino país "pasó el límite" y respondió a la oferta de diálogo con una "amenaza". "Nos vemos en La Haya", remató.