De acuerdo con los resultados de ese estudio, que reveló la televisora ATB, el 59% de los encuestados en las ciudades de Santa Cruz, La Paz y Cochabamba, las más pobladas de Bolivia, aprueban la gestión de Morales, mientras que un 29% la desaprueba y un 12% de los consultados no respondió.

Respecto al vicepresidente Alvaro García Linera, Ipsos señala que la aprobación ciudadana a su labor dentro del Ejecutivo llega hasta un 55%, frente a una desaprobación de 33%, según despacho de ABI.

En contraste al apoyo que obtuvo el oficialismo, el 55% de los encuestados por Ipsos desaprueba el trabajo de los opositores al Gobierno de Morales.