El ministro de Economía y Finanzas Públicas, Luis Arce, informó el domingo que el Tesoro General de la Nación (TGN) desembolsará más de 100 millones de bolivianos (US$14 millones) para elevar los ingresos de los policías, que recibirán un aumento superior al 25%, en salarios, bonos y dotación de alimentos.

"La Policía boliviana en nuestro gobierno (de Evo Morales) ha sido atendida como en ningún otro gobierno", enfatizó frente al motín policial en demanda de mejoras salariales que comenzó el jueves.

En una entrevista con los medios estatales, Arce explicó que la Policía recibió en el período 2000 - 2005 un aumento total de 16,5% en sus sueldos, mientras que en los últimos seis años el incrementó llegó a 46,5%.

Puntualizó que los desembolsos del TGN para los efectivos de esa institución en 2005 alcanzaban a 672 millones de bolivianos (US$94 millones), montó que creció hasta 1.294 millones (US$180 millones) en 2011, para atender a más de 34 mil efectivos.

"Hemos más que duplicado, alrededor de 120% de incremento, con respecto a lo que nosotros observábamos el año 2005", sustentó.

Frente al escenario de conflicto con los policías de base, Arce recordó ese sector reclamaba elevar sus salarios de 1.326 (US$185) a 1.700 bolivianos (US$237), cifra que terminó por debajo de los 2.065 bolivianos (US$288) que el Gobierno aceptó pagar a cada uniformado y zanjar ese problema.

El Gobierno y los representantes de los policías movilizados acordaron el domingo por la madrugada un haber básico de 1.445 bolivianos (US$202) y un incremento de 220 bolivianos (US$30), con carácter retroactivo, al bono de seguridad ciudadana de 400 bolivianos (US$55) que recibían, además de una segunda dotación de alimentos que en total equivalen a 1.300 bolivianos (US$181).

"Si nosotros ponemos primero el 8% que hemos aprobado en mayo para el incremento salarial, estos 220 bolivianos del nuevo incremento para el bono de seguridad ciudadana, más 650 bolivianos de dotación de víveres (...) es como si se hubiéramos incrementado a la Policía un 25% de sus salarios en esta gestión", remarcó el Ministro de Economía.

Agregó que el esfuerzo del TGN, para financiar el incremento del bono de seguridad y la dotación de víveres asciende a más de 100 millones de bolivianos.

"Hoy el policía mensualmente mínimamente percibirá 2.065 bolivianos", recalcó.

En ese marco, Arce exhortó a los policías que se mantienen aún movilizados a no atentar contra los bonos sociales de apoyo escolar, materno infantil y de vejez, ni contra los proyectos productivos que financia el Estado.

"Si hoy pensamos en el gasto de hoy, quién sabe, podríamos incrementar sustancialmente los ingresos, pero ¿y mañana?, ¿y nuestros hijos? ¿Con qué vamos a garantizar la sostenibilidad de los ingresos de los bolivianos si no hay inversión? No hubo inversión en los períodos neoliberales, no se preocuparon por los bolivianos, no se preocuparon por las siguientes generaciones", remarcó Arce.