La Paz. El presidente de Bolivia, Evo Morales, creó este martes una oficina especial para impulsar la demanda de acceso marítimo soberano por territorio de Chile y designó como su primer director al hasta ahora ministro de Defensa, Rubén Saavedra.

El funcionario, con rango de embajador extraordinario y plenipotenciario, dirigirá la flamante Dirección Estratégica Marítima, que llevará adelante un recién anunciado juicio en organismos internacionales exigiendo que Chile acceda al reclamo boliviano de salida al océano Pacífico.

"Todas nuestras acciones respecto a volver al mar con soberanía recorrerán seguramente un largo camino que daremos con paso prudente pero firme", dijo Saavedra tras jurar al cargo en un acto nocturno menos de dos semanas después de que Morales decidiera llevar a la justicia la llamada reivindicación marítima.

La creación de la Dirección Estratégica Marítima marcaba un nuevo capítulo de la larga lucha de Bolivia por recuperar un acceso al mar que perdiera a manos de Chile por una guerra del siglo XIX.

Ambos países no tienen relaciones diplomáticas desde 1978, cuando fracasó una negociación sobre el reclamo boliviano de un acceso marítimo.

Morales dijo que resultó obligado a elegir el camino del pleito judicial con Chile por la falta de avance en un diálogo desarrollado en los cinco últimos años, en los que dijo que el vecino trasandino se negó a considerar la cesión a Bolivia de una salida al Pacífico con soberanía.

"Esta decisión tiene el único propósito de que se haga justicia con Bolivia y para esto también apelaremos a expertos internacionales para asumir esta responsabilidad", dijo Morales, quien pidió a la nueva autoridad convocar a todos los sectores a participar de esta estrategia.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, rechazó la nueva estrategia boliviana adelantando que el pedido de soberanía es "imposible de atender", según reportaron medios locales el pasado fin de semana.