El presidente de Bolivia, Evo Morales, obtendría 44,6% de los votos si hubiera elecciones ahora en su país, mientras que el opositor Samuel Doria Medina le seguiría con 19,8 %, según una nueva encuesta preelectoral publicada este domingo por los diarios Página Siete y Los Tiempos.

El sondeo, elaborado por la empresa Tal Cual, incluyó 2.250 entrevistas a hombres y mujeres mayores de 18 años en zonas urbanas y ciudades intermedias en las nueve regiones bolivianas.

El estudio fue efectuado los días 17, 18, 24 y 25 de mayo, con un margen de error de 2,04 %.

En un sondeo sobre intención de voto difundido el viernes por el canal privado ATB, Morales figuraba con 41 % de apoyo y Doria Medina, que es su rival más próximo, con 9 %, de cara a las elecciones generales que se celebrarán el 12 de octubre próximo.

En medio del 44,6 % de Morales y el 19,8 % de Doria Medina, aparece en el estudio publicado este domingo  22,5 % de encuestados que no ha sabido responder por quién votaría en las elecciones.

Tras Morales y Doria Medina, están el ex presidente Jorge Quiroga (2001-2002), con el 7,5 %; el ex alcalde de La Paz Juan del Granado (5,1 %) y el líder indígena Fernando Vargas (0,5 %).

Si el resultado de este estudio fuera oficial, Morales resultaría reelegido, pues la Constitución promulgada por el mandatario en 2009 señala que ganará la presidencia aquella candidatura que logre más del 50% de los votos o el 40% con una diferencia de al menos 10% en relación con su inmediato perseguidor.

Si ninguno de los candidatos alcanza estos porcentajes, habrá una segunda vuelta en diciembre.

Con el aval del Tribunal Constitucional (TC), Morales aspira a la reelección para un tercer mandato hasta 2020 en los próximos comicios, en los que se enfrentará a Doria Medina, Quiroga, Del Granado y Vargas por la Presidencia.

Pese a que la Constitución promulgada por el mismo Morales hace cinco años establece sólo dos mandatos consecutivos, el TC argumentó que el primer período del gobernante (2006-2010) no cuenta para el cómputo porque el país fue refundado en 2009.

El mandatario afirmó este domingo en una rueda de prensa que no se fía de las encuestas y expresó su confianza en que ganará las elecciones porque, según dijo, la gente sabe que su Gobierno garantiza la "estabilidad política, económica y social" del país.

El partido del gobernante, el Movimiento al Socialismo (MAS), inició oficialmente el viernes la campaña con miras a los comicios, en los que el oficialismo también aspira a ratificar la mayoría que ostenta actualmente en el Parlamento.