La Paz. La justicia llamará a declarar al presidente de Bolivia, Evo Morales, en el marco de las investigaciones acerca de la rebelión popular de 2003 que dejaron 60 civiles muertos.

Así lo señaló el fiscal del caso, Milton Mendoza, quien explicó que el mandatario –que en esa época era diputado y presidente de seis federaciones sindicales de productores de coca- "fue un importante dirigente social en esa época y será convocado".

Mendoza no precisó la fecha en que citará al Jefe de Estado, quien tiene la opción de declarar a través de informe debido a su investidura, dijo La Razón.

Mendoza no detalló en qué calidad se le pedirá al presidente boliviano declarar en el caso.