Los marchistas que se movilizan en defensa del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis) decidieron, en un ampliado, llegar a la ciudad de La Paz después de las elecciones judiciales de este  domingo 16 de octubre.

No quieren que el gobierno utilice a los indígenas para politizar el proceso y justificar un posible fracaso electoral, informa ANF.

Desde las 05.00 de la madrugada de este martes, los originarios analizan la aprobación de la Ley Corta que fue sancionada por la Cámara de Diputados, en grande y detalle y remitida al Senado para su revisión y posterior sanción.

Los indígenas rechazaron por adelantado este proyecto que establece la consulta previa no vinculante a las comunidades que habitan la reserva natural para decidir si el segundo tramo de la carretera Villa Tunari- San Ignacio de Moxos se construye por el Tipnis, reportó la Red Uno.

Los indígenas llegaron al campamento de la empresa constructora Árbol, donde descansan después de dos días de recorrido en los cuales avanzaron 60 kilómetros desde Caranavi hasta llegar a Santa Bárbara, punto en el que empieza el tramo asfaltado hacia la sede de gobierno. Están a unos 98 kilómetros de la ciudad de La Paz.

Los dirigentes se encuentran reunidos y preparan una conferencia de prensa para las siguientes horas, en la que harán conocer su posición sobre la consulta previa y la ley corta que suspende el tramo II de la carretera, aprobada por el oficialism, informa la enviada especial de La Razón.

Los marchistas no están de acuerdo con la propuesta del Ejecutivo de realizar una consulta a las comunidades del Tipnis.

Éste es un derecho indígena incluido en la Constitución Política del Estado, pero los originarios consideran que en este caso su aplicación es extemporánea pues el Ejecutivo junto a la empresa OAS están en construcción de la carretera Villa Tunari - San Ignacio de Moxos en sus tramos I y III.

"Es falso que los marchistas estemos de acuerdo con la consulta, más bien no corresponde porque no queremos carretera no vamos a ceder. Ya hemos rechazado la propuesta que envío el Ejecutivo a la Asamblea Legislativa, otra cosa es si el gobierno la aprueba por su lado. En todo caso, nosotros haremos una llamada al pueblo boliviano para que se sume a la defensa no sólo de los derechos indígenas, sino de todos los derechos", recordó el presidente de la Subcentral del Tipnis, Fernando Vargas, según la Fundación Tierra.