La Paz. La ONU busca multilateralizar la lucha contra el narcotráfico en Sudamérica, informó el representante de la Oficina de Naciones Unidas Contra la Droga y el Delito (Unodc) en Bolivia, César Guedes.

Guedes manifestó durante la presentación del informe de "Compromisos internacionales de Bolivia en contra de las drogas", que Naciones Unidas "ve con buenos ojos" cuando los problemas son abordados de manera regional.

"La regionalización está siendo abanderada por todos los países de Sudamérica, porque todos son o productores de droga o (zonas) de transito, así que una organización como Unasur de la mano de la ONU y con el trabajo de las regiones es una forma en la que se tiene que trabajar y apoyamos la regionalización", dijo Guedes.

Morales propuso ante la Unasur multilateralizar la lucha contra el narcotráfico, por lo que en abril del 2010 los gobiernos de la región crearon en Concejo Sudamericano de Lucha Contra el Narcotráfico para tomar acciones frente a ese flagelo.

"La guerra contra el narcotráfico no se está perdiendo, no se está ganando. Es que estamos en guerra, cada batalla es importante y creo que ahora más que nunca es (necesario) el concurso de los países e instituciones internacionales, aunar esfuerzos para proyectar la guerra", agregó Guedes.

Desde el 2008, cuando la agencia antinarcóticos estadounidense DEA fue expulsada de Bolivia, el presidente y dirigente cocalero Morales mantiene el discurso de que la lucha contra el narcotráfico tuvo más eficacia y mejores resultados, sin embargo, para Guedes es "difícil llenar el vacío" que dejó esta entidad norteamericana.

Un reciente informe del departamento de Estado de Estados Unidos señaló que "tanto Venezuela como Bolivia han fracasado manifiestamente en cumplir los compromisos internacionales de control de narcóticos.

Por otro lado, la Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes (JIFE), reportó que la superficie de plantas de coca en 2009 ascendió en Bolivia a 30.900 hectáreas y la cosecha potencial de coca se elevó hasta 40.200 toneladas, la cantidad más alta producida en el país desde 1998.

El ministro de Justicia del Brasil, José Eduardo Cardozo, llegará a Bolivia el 28 de marzo para fortalecer una alianza contra el crimen organizado y contra el narcotráfico.

"Será una reunión bilateral entre Brasil y Bolivia, para fortalecer un acuerdo de valiosa importancia en la lucha en contra de ilícitos en una frontera de 3.500 kilómetros que comparten ambos países", informó el ministro de gobierno Sacha LLorenti.