La Haya. La delegación de Bolivia ante la Corte Internacional de Justicia en La Haya brindó un punto de prensa a las afueras del Palacio de La Paz, donde afirmaron que respetarán el fallo del litigio de su país y Chile.

El primero en hablar fue el agente boliviano ante al Corte, Eduardo Rodríguez-Veltzé, quien indicó que esperaba que Chile respetara el fallo que se emita por este juicio.

“Insistimos en que Bolivia tiene razón en su planteamiento, que no ha variado, pero entendemos que cada parte tiene su argumento. Ahora toca cerrar ese proceso y esperamos que la Corte falle en derecho. Este proceso tiene relación con un compromiso y es que aceptan la jurisdicción de la Corte y eso representa respetar sus decisiones, Bolivia lo hará y esperamos que Chile también lo haga”, señaló Rodríguez-Veltzé.

“Estamos con el compromiso de tender una nueva relación con Chile, tal como dijo el presidente. Debemos superar muchos episodios. Tenemos que mirar a otro futuro y con altura de miras estas diferencias”, agregó Rodríguez-Veltzé-

Luego de las palabras del agente boliviano, también habló el canciller del país, Fernando Huanacuni, quien reiteró que su país busca dialogar con Chile y ese es el objetivo de llevar la diferencia marítima a la Corte.

“Nosotros invitamos al diálogo, a un diálogo abierto con la capacidad de buscar el bienestar de ambos países”, indicó Huanacuni.

EL secretario de Estado, ante la consultas de periodistas chilenos, se refirió a las denuncias de autoridades bolivianas, especialmente del presidente Evo Morales, sobre el encierro que sufre Bolivia por parte de Chile.

“Hemos tenido dificultades por paros aduaneros, de más de 100 días que afectan a Bolivia. Nosotros no pedimos visas para que ingresen a Bolivia ( a chilenos) pero ellos sí a a nosotros”, acotó el ministro Huanacuni.

El último integrante de la delegación boliviana en hablar fue el coagente Sacha Llorenti, quien también enfatizó su discurso en mantener una buena relación con Chile y cuestionó que los abogados de nuestro país hayan presentado como prueba un tuit del presidente Morales.

“Estamos extendiendo una mano fraterna a Chile para resolver temas pendientes. (…) Me parece extraño que le den más valor a un tuit (haciendo referencia Evo Morales) que a una resolución de la OEA”, afirmó Llorenti.

Tras la finalización de la etapa oral este miércoles, los jueces de la Corte deberán analizar los argumentos entregados por las partes, para después emitir un fallo al respecto, para lo cual no existe un plazo determinado.