Brasilia. El Gobierno de Brasil está en contacto con Colombia y Venezuela para ayudar a resolver la crisis diplomática entre los países vecinos, dijo Marco Aurelio García, asesor de la presidencia para Asuntos Internacionales.

Venezuela rompió este jueves las relaciones diplomáticas con Colombia luego de que su vecino lo acusara de dar refugio a guerrilleros izquierdistas.

El presidente Hugo Chávez reaccionó después de que Colombia, el mayor aliado de Estados Unidos en la región, pidió a la Organización de Estados Americanos (OEA) enviar una misión a corroborar la existencia de supuestos campamentos rebeldes en Venezuela.

Chávez también determinó el retiro de la representación diplomática de su país en Colombia y le dio un plazo de 72 horas a Bogotá para cerrar su embajada en Caracas.

"Brasil va a colaborar para alcanzar una solución. Ya hubo contactos y estamos trabajando en el tema", dijo García a periodistas sobre el papel de Brasil en la disputa.

"Brasil está ayudando y va a continuar ayudando, a través de conversaciones con las partes", agregó el asesor del presidente Luiz Inácio Lula da Silva.

Según la presidencia, Lula llamó por teléfono a Chávez este jueves para manifestarle su preocupación por la situación entre los dos países y defendió una "solución negociada" al conflicto.

García destacó que Brasil ve buenas posibilidades de acercamiento entre Colombia y Venezuela después de la llegada de Juan Manuel Santos al Gobierno de Colombia el 7 de agosto.

Pese a ser aliado del actual mandatario colombiano, Álvaro Uribe, Santos tuvo un discurso conciliador tras su victoria electoral, lo que fue considerado como una posibilidad de relanzar las relaciones entre los países.

"El Gobierno de Venezuela está dispuesto a negociar con el nuevo Gobierno de Colombia, el Gobierno de Santos. Vamos a esperar unos días y eso permitirá la normalización de las relaciones", dijo García a periodistas.

"Tenemos una buena percepción de que hay disposición de los dos Gobiernos para que en un futuro próximo el tema se resuelva", destacó.

Esta no es la primera vez que Colombia y Venezuela cortan sus lazos bilaterales.

El año pasado, Chávez ya había suspendido las relaciones comerciales con Colombia en protesta por un acuerdo militar entre Bogotá y Washington, que veía como una amenaza a su soberanía.