La presidenta de Brasil, Dima Rousseff, votó a primera hora de esta mañana en las elecciones municipales de la ciudad de Porto Alegre, capital del estado de Río Grande del Sur (sur del país), donde empezó su carrera política y donde todavía está censada.

Ante la presencia de un numeroso grupo de periodistas, la mandataria brasileña validó su voto a las 9:32 horas locales (12:32 GMT) en la mesa electoral de la escuela estatal Santos Dumond.

Rousseff posó ante las cámaras, saludó uno por uno a los integrantes de la mesa electoral y posteriormente a los periodistas.

En la misma escuela y en la misma hora que votó Rousseff lo hizo también el gobernador regional Tarso Genro, correligionario del Partido de los Trabajadores (PT).

Las encuestas previas a las elecciones auguran la reelección en el cargo sin necesidad de acudir a una segunda vuelta al actual alcalde de Porto Alegre, José Fortunati, del Partido Democrático Laborista (PDT), un aliado del gobierno.