México D.F. El presidente de México, Felipe Calderón, se comprometió a que su gobierno buscará justicia en el caso de la masacre de Tamaulipas, donde el crimen organizado asesinó a más de 72 migrantes latinoamericanos que se dirigían a Estados Unidos.

“Puedo asegurar al mundo que estamos llevando y seguiremos adelante hasta las últimas consecuencias”, señaló en el marco del IV Foro Mundial de Migración y Desarrollo.

El mandatario aseguró que desde que las autoridades tomaron conocimiento del hecho, las fuerzas de seguridad actuaron con firmeza y determinación.

Recordó que por la matanza se han detenido a ocho adultos, dos menores y seis han muerto en enfrentamientos, dijo El Informador.

Calderón puntualizó que no cederá en la lucha por la seguridad de los mexicanos y los migrantes. “La migración debe de verse desde una perspectiva económica, social, política. Nosotros partimos de que ninguna política migratoria, ninguna puede estar por encima de los derechos de las personas”, dijo.

Asimismo, el presidente puntualizó que es “mentira” que los migrantes le resten las posibilidades de crecimiento económico a Estados Unidos. Argumentó que “no se justifica el crecimiento financiero de la mayor economía del mundo en el siglo XX, sin la aportación de la mano de obra de este sector migrante latinoamericano”.

Agregó que “los trabajadores migrantes aumentan el ingreso de los trabajadores nacidos en Estados Unidos en un monto mayor a 30 mil millones de dólares al año, el aumento se debe a que los trabajadores migrantes complementan a los trabajadores nacidos”.