Buenos Aires. Tras una maratónica sesión que comenzó a las 11:24 de este miércoles, la Cámara de Diputados dio una histórica aprobación este jueves al proyecto de despenalización del aborto que ahora será debatido por el Senado.

La sanción se dio con 129 votos a favor, 125 en contra y 1 abstención tras una maratónica sesión de casi 22 horas y media y que expuso el transversalismo que genera el tema en el interior de cada partido político.

"Estamos tratando un tema de salud pública que no puede ser abordado con anteojeras ni morales ni éticas ni ideológicas, y mucho menos religiosas", dijo la diputada opositora Mayra Mendoza, una de las impulsoras del proyecto, en su exposición. "Este también es un tema de justicia social", afirmó.

La aprobación en la Cámara de Diputados al proyecto de ley que legaliza la interrupción voluntaria del embarazo hasta la semana 14 de gestación, es, pese a la trascendencia del hecho, apenas un primer paso.

La aprobación en la Cámara de Diputados al proyecto de ley que legaliza la interrupción voluntaria del embarazo hasta la semana 14 de gestación, es, pese a la trascendencia del hecho, apenas un primer paso.

Para que una iniciativa se convierta en ley, es necesario que se den una serie de condiciones, tanto en su tratamiento en la Cámara baja como en el Senado, hasta derivar en su sanción definitiva. De hecho, dentro del posible derrotero que puede tomar un proyecto, se cuentan múltiples variantes, desde su aprobación sin dificultades, lisa y llana, en una y otra cámara, hasta el rechazo de la iniciativa.

El proyecto no se podrá reflotar hasta el siguiente año parlamentario, que comenzará en marzo. Esto se debe a que el artículo 81 de la Constitución Nacional prevé que "ningún proyecto de ley desechado totalmente por una de las cámaras podrá repetirse en las sesiones de aquel año".

El asunto ha generado históricamente una fuerte división en el país y llega al pleno tras un inédito debate en audiencias públicas. Durante dos meses expusieron, a favor y en contra de la iniciativa, más de 700 hombres y mujeres de la sociedad civil.

Durante este miércoles y la madrugada de este jueves, los grupos a favor y en contra de la norma acamparon en el exterior del Congreso pese a las bajas temperaturas del invierno austral, a la espera de la decisión de los legisladores, que en muchos casos no habían anticipado su voto.

El texto busca despenalizar esta práctica dentro de las 14 semanas de gestación. Actualmente solo se permite el aborto cuando el embarazo es fruto de una violación o peligra la vida de la madre.

Consta de 13 artículos y, desde el principio, obtuvo el apoyo de 71 diputados de distintos bloques, oficialistas y opositores.

*Con información de Télam y Reuters.