Luego de que el vocero internacional de la demanda boliviana, el ex presidente Carlos Mesa, anunciara la semana pasada que estaba gestionando una entrevista con altas autoridades chilenas para acercar posiciones, el canciller chileno Heraldo Muñoz descartó absolutamente este martes esa posibilidad y consideró al funcionario boliviano como el encargado de la “campaña de Bolivia en contra de Chile”.

Tras asistir a la Comisión de RR.EE. de la Cámara para explicar las objeciones preliminares presentada por Chile ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya, Muñoz aseguró: “No necesitamos que se nos venga a explicar la demanda boliviana, la entendemos muy bien”.

“El señor ex presidente es el encargado de la propaganda, de la difusión de la campaña de Bolivia en contra de Chile, por lo tanto, yo no tengo ninguna disposición de recibirlo en caso de que el viniese a Chile”, apuntó el ministro.

“Sí (podemos) conversar con las autoridades competentes, con el canciller de Bolivia (David Choquehuanca) o con otras autoridades, respecto a los temas que están en la agenda bilateral, excluyendo por supuesto, el tema marítimo que está hoy en La Haya”, agregó.

Muñoz destacó entre los temas que las autoridades de ambos países pueden abordar mencionó “la integración económica, cooperación turística, cooperación cultural, de transportes”, entre otros, menos la demanda boliviana.