El canciller ecuatoriano, Ricardo Patiño, sostuvo que la muerte de Néstor Kirchner dejará un vacío muy grande en la Unón de Naciones Suramericanas (Unasur), pero que su deceso le dará más fuerza y ahínco a los esfuerzos por la integración regional.

Kirchner fue designado el 4 de mayo de 2010 como secretario general de la Unasur. Su primera acción fue visitar Paraguay para promover la integración regional.

El canciller de Ecuador destacó la gran pasión y compromiso por la integración, la democracia en la región y la construcción de Unasur que mantuvo Néstor Kirchner, quien falleció tras ser intervenido de urgencia por una afección cardiaca en el hospital José Freneti, de la provincia de Santa Cruz, en el sur de Argentina.

“Siempre hubo afinidad con Kirchner en temas como la integración, así como la democracia en los países del Sur”, sostuvo de acuerdo a la Agencia Bolivariana de Noticias.

Entre las importantes acciones que ejecutó Kirchner, Patiño rememoró la comunicación que tuvo con el presidente ecuatoriano Rafael Correa, el 30 de septiembre de este año, al momento de la revuelta policial que debió enfrentar; el ex mandatario argentino expresó su solidaridad y su postura de defensa de la democracia.

Patiño informó que no está prevista una reunión de emergencia de la Unasur en los próximos días y que se esperará la que corresponde por calendario, el 26 de noviembre de este año,  para el traspaso de la presidencia pro témpore.

La autoridad indicó que en esta ocasión los jefes de estado tomarán una decisión sobre los procedimientos a seguir para la designación de un nuevo secretario general de Unasur.