México D.F. La Cancillería mexicana reprobó la difusión de mensajes confidenciales del gobierno de Estados Unidos sobre México filtrados por el sitio web WikiLeaks, de los que dijo contienen información inexacta y parcial, al tiempo que deploró prácticas diplomáticas de Washington.

Este jueves comenzaron a difundirse en varios medios algunos cables entregados por WikiLeaks que contienen comunicaciones internas de la diplomacia estadounidense sobre México.

"El gobierno de México reprueba categóricamente la revelación ilegal de documentos cuya autoría se imputa a la diplomacia estadounidense", dijo la Secretaría de Relaciones Exteriores mexicana en un comunicado en la noche de este jueves.

"Para la mayoría de los países del mundo, estas filtraciones son un reto serio a la conducción constructiva y armoniosa de las actividades diplomáticas y de las relaciones internacionales en su conjunto", agregó.

En uno de los cables se informó sobre una reunión en octubre de 2009 entre funcionarios mexicanos de seguridad y sus contrapartes estadounidenses. En esa reunión, un alto funcionario de México "expresó una real preocupación con la 'pérdida' de ciertas regiones" a manos del narcotráfico.

México está enfrascado desde hace cuatro años, cuando asumió el conservador Felipe Calderón, en una guerra contra el narcotráfico para la que ha movilizado decenas de miles de soldados y policías federales, pero que ha dejado más de 31.000 muertos en todo el país.

Otro cable de diciembre de 2009 dice que la secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton, pidió a sus diplomáticos en México que le informaran cómo la extrema presión por el narcotráfico, la crisis económica y un derrota electoral legislativa pudieron haber afectado el ánimo de Calderón y su estilo de gobierno.

La cancillería dijo que algunos de los informes que se han publicado incluyen un énfasis subjetivo por parte de quien los elaboró. "Se reflejan en ellos algunas prácticas deplorables desde la perspectiva del respeto que debe imperar entre naciones que colaboran en torno a objetivos comunes", agregó.

Según otro cable publicado por el diario español El País, el actual embajador estadounidense en México, Carlos Pascual, criticó al ejército mexicano por su aversión al riesgo en la ofensiva antidrogas.

Pero el cable alabó la labor de marinos que lograron abatir a tiros hace un año al líder del cártel de Los Beltrán Leyva.

Horas antes de que se divulgaran los primeros documentos sobre México, Calderón dijo este jueves que estaba preocupado por lo que calificó de "espionaje" de Estados Unidos hacia otros países. "En ese sentido, (los estadounidenses) han sido muy entrometidos. Y también me preocupa lo que hayan dicho", agregó.

WikiLeaks, que publica secretos estatales y corporativos, consiguió más de 250.000 documentos y los entregó a varios medios que publicaron noticias en los últimos días develando comunicaciones internas de la diplomacia estadounidense, incluyendo embarazosas descripciones de líderes mundiales.