La Comisión Europea (CE) subrayó su "respeto" y su disposición a "seguir asistiendo" a Grecia en "los desafíos" que tiene por delante, tras las elecciones celebradas este domingo y en las que el partido izquierdista Syriza se proclamó vencedor.

"La CE respeta completamente la elección soberana y democrática del pueblo griego, estamos preparados para iniciar conversaciones con el nuevo gobierno cuando esté formado", afirmó el portavoz del Ejecutivo comunitario, Margaritis Schinas, en la conferencia de prensa diaria del organismo.

"Grecia ha hecho un progreso notable en los últimos años y estamos preparados para seguir asistiendo a Grecia en los desafíos pendientes", añadió Schinas en la primera reacción del Ejecutivo comunitario ante el resultado electoral en Grecia.

Respecto a los criticados comentarios del presidente de la CE, Jean Claude Juncker, en una entrevista anterior a las elecciones en la que mostró su inclinación porque los griegos optaran por "caras conocidas" en los comicios, el portavoz señaló que el conservador luxemburgués y el líder de Syriza, Alexis Tsipras, ya se conocían.

"Hay un amplio margen de interpretación sobre lo que es una cara familiar", dijo.

La CE, que forma parte de la troika de acreedores que controlan el cumplimiento de las condiciones asociadas al segundo rescate concedido a Grecia, todavía no ha contactado directamente con el vencedor de los comicios, indicaron fuentes comunitarias.

Estas indicaron que la institución siempre espera a recibir la confirmación formal de los resultados antes de iniciar contactos directos, por lo que prevé felicitar a Tsipras en las próximas horas.

Los resultados de los comicios helenos serán también analizados en la reunión de los ministros de Economía y Finanzas de la zona del euro, el Eurogrupo, a la que también asisten Juncker y el presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi.

En este encuentro también participan el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, y el presidente del Parlamento Europeo, Martin Schulz.

El presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem, afirmó hoy que no cree que en la eurozona "haya mucho apoyo" para una quita de la deuda griega, e indicó que "en cuanto esté en marcha" el nuevo Gobierno griego, conversará sobre una posible renegociación del rescate.