La Paz, Xinhua. La Central Obrera Boliviana (COB), máxima entidad de los trabajadores, comenzó este lunes una huelga general indefinida con bloqueo de caminos en demanda de la modificación a la Ley de Pensiones, reforma que fue rechazada por el gobierno.

La convocatoria de la medida extrema se cumple parcialmente, pues algunos sectores mayoritarios, como los maestros urbanos, no acataron la huelga.

Los trabajadores instalaron los puntos de corte de rutas en la zona de la Apacheta, en la carretera La Paz-Oruro, y en la carretera Blanco Galindo, en el acceso a Cochabamba. Mientras, los trabajadores de salud paralizaron sus actividades, al igual que los maestros rurales.

El secretario general de la COB, Hermo Pérez, dijo que en la medida que pasen los días la huelga se fortalecerá con más bloqueos en diferentes regiones bolivianas.

Grupos de policías también fueron desplazados hasta las zonas de movilización, aunque no lograron disuadir a los trabajadores que bloqueaban las carreteras.

Diferentes informaciones divulgadas por medios de comunicación confirmaron que los salubristas se sumaron a la convocatoria de la COB, ya que sólo atienden las unidades de emergencia en el Hospital General.

El dirigente de la COB, José Luis Delgado, confirmó que los trabajadores de la salud acatan la decisión del ente matriz de los trabajadores, al igual que el magisterio rural.

En Potosí, como en otras regiones del país, el paro comenzó con movilizaciones de protesta, aunque éstas no fueron masivas.

El presidente en ejercicio Alvaro García Linera convocó este lunes a los dirigentes de la COB a reanudar el diálogo en Palacio de Gobierno.

El vicepresidente, que sustituye en el cargo al presidente Evo Morales, quien está de gira por las Islas Fiji, lamentó que el ente matriz de los trabajadores busque beneficiar con altas rentas de jubilación a un reducido grupo de trabajadores y dirigentes sindicalistas que perciben un elevado sueldo en la actualidad.

En conferencia de prensa, García informó que la Policía Boliviana tiene la instrucción de habilitar rutas y pasos alternativos en los lugares donde los afiliados a la COB realizan bloqueos de caminos, como es el caso del sector de la Apacheta, en la carretera de La Paz-Oruro-Cochabamba, la principal vía troncal de Bolivia.

Mientras tanto, el ministro del Trabajo, Daniel Santalla, declaró ilegal la huelga general de la COB.

"Esa huelga es ilegal, tampoco se debe pagar por los días no trabajados", agregó el ministro de Trabajo, al explicar que los sindicalistas no cumplieron los procedimientos que indica la Ley General del Trabajo antes de lanzar la huelga general.