Caracas. Venezuela deportará a Cuba al "terrorista" salvadoreño, Francisco Chávez Abarca, supuesto autor intelectual de la instalación artefactos explosivos en varios hoteles de La Habana en 1997, dijo este martes el presidente Hugo Chávez.

Chávez Abarca, capturado este jueves pasado por autoridades venezolanas en el aeropuerto internacional de Maiquetía, es un supuesto miembro del grupo comandado por el anticastrista nacido en Venezuela, Luis Posada Carriles.

"Está solicitado por Interpol Cuba, así que de aquí va para Cuba. Será enviado a través de Interpol en las próximas horas", dijo Chávez en declaraciones transmitidas por la televisión estatal.

El ministro del Interior, Tareck El Aissami, dijo la semana pasada que Chávez Abarca pretendía iniciar una fase de atentados contra las futuras elecciones legislativas de septiembre.

Luis Posada Carriles fue condenado en Venezuela por el atentado en 1976 de un avión civil cubano, que dejó 73 muertos, y encarcelado ese mismo año en Caracas, pero se fugó en 1985.

Cuba lo acusa por una serie de sabotajes al instalar artefactos explosivos en distintos hoteles de La Habana en 1997 y por varios planes para asesinar al ex presidente Fidel Castro.

Posada Carriles, que vive en libertad en Estados Unidos, fue detenido en 2005 por cargos migratorios, pero puesto en libertad dos años más tarde.

Chávez ha solicitado en repetidas ocasiones a Estados Unidos la extradición de Posada Carriles y lo ha calificado como "el más grande terrorista de la historia de Latinoamérica".

Asimismo, lo ha acusado de estar detrás de los muchos intentos de magnicidio en su contra.