Caracas. El presidente Hugo Chávez dijo este sábado que Rusia otorgó a Venezuela un crédito por US$4 mil millones para equipar su fuerzas armada y defender al país sudamericano de alguna "amenaza" externa.

El gobierno venezolano ha comprado equipamiento militar a sus aliados Rusia y China, luego de que Estados Unidos prohibió la venta de equipo y componentes con su tecnología al gobierno de Chávez, en medio de la permanente guerra verbal que mantienen ambos países.

"Nosotros estuvimos en Rusia hace poco y el gobierno ruso nos ha dado ahora un crédito de US$4 mil millones para ayudarnos (...) al equipamiento para la defensa", dijo Chávez en la celebración del aniversario de la fuerza aérea en el central estado Aragua.

El mandatario no ofreció más detalles del acuerdo con Rusia durante el acto transmitido por el estatal canal de televisión, en el que además ascendió a general en jefe -el más alto grado militar en el país- a Henry Rangel Silva, luego de que el funcionario afirmara que la institución castrense está comprometida con el proyecto "socialista" de Chávez.

El general, actual jefe del Comando Estratégico Operacional de la Fuerza Armada, fue acusado en el 2008 por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos, junto con otro oficial de alta jerarquía, Hugo Carvajal, de estar involucrados en actividades del narcotráfico asistiendo materialmente a los rebeldes colombianos de las FARC.

Ambos militares negaron las acusaciones.

Opositores al gobierno del mandatario socialista han criticado la compra de armas calificándola de "carrera armamentista", pero Chávez, se defiende y dice que Venezuela se está preparando para "defender a esta patria de la amenaza, del imperio y de sus aliados".

Chávez, quien asegura que desde el "imperio" de Estados Unidos se planean invasiones contra Venezuela, agregó que recientemente recibió otro lote de aviones K-8 de China, unas unidades de combate ligero, y que pronto llegarán al país petrolero tanques rusos "para rearmar" las bases blindadas.

El gobierno informó en la víspera que prevé comprar a China una flota de aviones de transporte mediano Y-8, con capacidad de trasladar 88 pasajeros o 20 toneladas de carga, para repotenciar su fuerza aérea.

Venezuela aceptó el año pasado financiamiento ruso por US$2,2 millones para la compra de 92 tanques y un sistema de misiles de asalto S-300 y también creó junto a su aliado una "comisión energética" para el desarrollo de la energía nuclear con fines pacíficos.

Además, firmó contratos con Moscú por unos US$4,4 millones para adquirir 24 aviones de combate Sukhoi, decenas de helicópteros y unos 100 mil rifles de asalto Kalashnikov AK-103 en los últimos tres años.