Santiago, Xinhua. La oposición de centro-izquierda, mayoría en el Congreso chileno, anunció que rechazará el proyecto de reforma tributaria impulsado por el gobierno del presidente Sebastián Piñera, de derecha.

"Sólo nos queda rechazar la propuesta", dijo el senador socialdemócrata Ricardo Lagos Weber al anunciar la decisión.

El proyecto propone elevar los tributos desde un 17% al 20% para las utilidades de las grandes empresas, aunque agrega una serie de rebajas tributarias, por la vía de la creación de un subsidio para la educación privada.

La iniciativa pretendía recaudar US$1.000 millones adicionales que el Poder Ejecutivo destinaría a Educación, en una respuesta a las masivas protestas estudiantiles de 2011.

"Nosotros hemos dicho hasta el cansancio que estamos dispuestos a aprobar todas las alzas, se las votamos a favor sin atenuantes, pero el gobierno las condiciona a las rebajas tributarias, y es ahí donde está el problema", argumentó a su vez el senador Jorge Pizarro, de la centrista Democracia Cristiana.

Sin embargo, desde el oficialismo fue desechada la fórmula de separar las votaciones.

"Cuando alguien está hablando de votaciones divididas, parceladas, la verdad es que no quiere llegar a un acuerdo", dijo el diputado Ernesto Silva, de la derechista Unión demócrata Independiente (UDI).

Al rechazo a la nueva normativa impositiva se unieron los estudiantes, quienes han renovado sus pedidos a la oposición para desvirtuar la iniciativa.

Los estudiantes sostienen que el proyecto va en una línea diametralmente distinta a sus demandas de fortalecimiento de la educación pública y término de los subsidios estatales a la educación privada.