Los Ángeles. Cientos de científicos protestaron este domingo en la plaza Copley de Boston, en la llamada "Marcha en defensa de la ciencia", para exigir a la administración del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que reconozca el cambio climático.

"La ciencia está siendo atacada por un presidente que antepone la ideología a los hechos. Es momento de que respondamos", indicó en un video publicado en Twitter Geoffrey Supran, estudiante de posdoctorado de modelado de energía en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) y de historia de la ciencia en la Universidad de Harvard.

Los científicos protestaron contra la postura de Trump sobre el cambio climático, quien dice que es un "engaño". La Casa Blanca, poco después de que Trump asumió la presidencia, publicó su primer Plan de Energía, en el que indicó que se eliminarán políticas "dañinas e innecesarias" como el Plan de Acción Climática y la adopción de la revolución del gas de esquisto.

Durante la protesta, los manifestantes llevaron cárteles con consignas como "Ciencia, no hechos alternativos", "Volvamos a hacer inteligente a Estados Unidos" y "Los inmigrantes hacen ciencia genial" y corearon "la ciencia no es silenciosa".

Medios locales informaron que las restricciones contra los inmigrantes, el temor a una fuga de talentos y el temor a una posible reducción de los fondos de investigación también salieron a relucir en la marcha.

El evento fue programado para coincidir con la reunión anual de la Asociación Estadounidense para el Avance de la Ciencia (AAAS) que publica la revista Science. Aunque la AAAS no participó en la marcha, muchos asistentes de la reunión se dirigieron a la plaza Copley.

En diciembre pasado, cientos de científicos también se manifestaron afuera de la sede de la reunión anual de la Unión Geofísica de Estados Unidos en San Francisco, poco después de la elección de Trump.

Los científicos dijeron que planean marchar en Washington DC y otras ciudades el Día Internacional de la Tierra que se celebra el 22 de abril.